Desert Grass

Todo lo que necesitas para tu jardín

Producto añadido correctamente a su carrito de la compra

Cantidad
Total

Hay 0 artículos en su carrito. Hay 1 artículo en su cesta.

Total productos: (tasas incluídas)
Total envío: (sin IVA) Envío gratuito!
Total (tasas incluídas)
Continuar la compra Ir a la caja

PLANTAR OLIVOS EN TU JARDIN

2

Si te preguntas cómo plantar un olivo y qué cuidados requiere, en este post lo sabrás. Te contamos todos los detalles necesarios para plantar un árbol de olivos en el jardín de tu casa, y algunos consejos y cuidados que debes tener para que el árbol crezca fuerte y sano.

Características de los olivos

El olivo es un árbol mediterráneo muy sensible al exceso de lluvia y al hielo. Se puede cultivar en maceta, lo que le permite vivir más tiempo si está expuesto en el interior del hogar, en caso de temperaturas bajas. En caso de un invierno crudo, habrá que cultivarlo en un barreño e introducirlo en una habitación seca, fresca y bien iluminada. El olivo se adapta bien al transplante y a su cultivo en maceta.

Al olivo no le gusta el suelo demasiado húmedo ni elagua estancada, por eso es necesario un suelo drenante. En caso contrario, se debe cavar un poco más el emplazamiento que acogerá el árbol, y añadir un lecho de piedras y grava, para terminar con una capa de arena. Esta técnica es ideal para plantar un olivo en una región lluviosa.

También se deben evitar los terreno orientados hacia el norte, porque el olivo es un árbol de luz. Debes tener constancia de que el suelo y lugar son los mejores adaptados. Para ir más lejos, conviene saber que siempre puedes acudir a un especialista agrícola para que analice el terreno donde quieres plantar el olivo, las condiciones de luminosidad, la temperatura e irrigación del terreno. De esta forma tendrás las mejores garantías de que el olivo va a crecer en las mejores condiciones.

La plantación de olivos debe hacerse en primavera y en otoño. En junio, es el momento de la formación de la aceituna y los frutos se recogen hacia mediados de noviembre y en el mes de enero.

Consejos para plantar olivos

El diámetro del agujero cavado y su profundidad deben ser importantes. El agujero debe ser tres veces superior (en anchura y profundidad) a la maceta o al barreño del olivo.

Debes amueblar correctamente el fondo del agujero de la plantación. Cuando más tierra dispongas, mejor será el agarre de las raíces del olivo. No debes añadir ningún tipo de abono, no es necesario, pero sí debes mezclar arena con un poco de grava fina.

Debes cortar las ramas del olivo que sobresalen por encima del terrón. No debes plantarlo a mucha profundidad para evitar que las raíces se sequen. Luego tienes que cerrar el agujero y regar copiosamente varias veces seguidas para que la tierra empape bien el terrón y que no se forme ninguna bolsa de aire.

El cuidado del olivo en maceta

La tierra del olivo en maceta se seca mucho más rápido, por esto debes regarla con frecuencia, pero de forma moderada. El olivo no soporta los excesos de agua. De mayo a julio, en período de crecimiento, puedes añadir algún tipo de abono al agua.

Debes cortar las ramas que crecen al pie del árbol de olivo y a lo largo del tronco. También se cortan las ramas que miran hacia el suelo y se prioriza el crecimiento de las ramas horizontales y que suben hacia al cielo. De esta forma, el olivo irá adquiriendo una figura muy elegante, y se desarrollará sin ningún tipo de problemas.

Plantar y cuidar un olivo no es una tarea complicada, y si las condiciones de nuestro jardín nos lo permiten, podemos adornar nuestra casa con un árbol cargado de simbología y con una estética insuperable. 

Dejar Comentario